Frutos secos: un alimento beneficioso para nuestra salud física y mental

Frutos secos: un alimento beneficioso para nuestra salud física y mental

Existen incontables maneras de apostar por el cuidado de nuestra salud y hay algunas de ellas que ni siquiera tendríamos en cuenta de no ser por la lectura de artículos especializados en la materia o de noticias que los expertos se encargan de difundir. En el artículo que os disponéis a leer, hablamos de la mejora que supone el consumo de frutos secos en lo que respecta a nuestra salud personal. Y es que no todo el mundo sabe que estamos hablando de un producto que mejora y mucho el estado de salud de nuestro cuerpo y nuestra mente.

De hecho, la mayoría de la población tiende a pensar que el consumo de frutos secos no es sano. Y la realidad es completamente la contraria. La búsqueda de argumentos debería ser una cuestión básica antes de opinar acerca de este asunto y, si nos informamos como es debido, no tardaremos en darnos cuenta de que el consumo de frutos secos no siempre arroja los malos resultados que se han encargado de transmitirnos. De hecho, y como os hemos dicho, la realidad suele ser la contraria: el consumo de frutos secos prácticamente solo tiene ventajas.

Una noticia publicada en la web de El Confidencial indicaba cuáles son los frutos secos más sanos y los mejores para comer. En concreto, la información apunta varias cosas:

  • Para dolencias en los huesos, los frutos secos que resultan idóneos son las almendras y los piñones.
  • Para mejorar todo lo que tenga que ver con el tránsito intestinal, la mejor apuesta es la que constituyen los pistachos y las nueces.
  • Para cuidar y regular nuestro colesterol, que es uno de los problemas más comunes en este país, debemos consumir avellanas, almendras y nueces.
  • Si, en cambio, lo que queremos es controlar la diabetes, también tenemos una posibilidad en materia de frutos secos: la compuesta por anacardos, piñones o pistachos.
  • Contra el sobrepeso, una medida muy efectiva puede ser el consumo de nueces, avellanas y almendras.
  • Para evitar la demencia y sus consecuencias, apuesta por las avellanas y las almendras.

En el portal web Mejor con Salud, propiedad del diario AS, se comentan algunos de los beneficios que se relacionan de una manera directa con el consumo de frutos secos y que son los que siguen:

  • Tienen la capacidad de prevenir enfermedades como la obesidad, la cardiopatía o la diabetes, entre algunas otras.
  • La circulación de la sangre, además de la salud del corazón y los niveles de colesterol, se ven beneficiados por el consumo de estos productos.
  • Previenen, como también hemos dicho, todo lo que tiene que ver con la degeneración de los huesos.
  • Previene el estreñimiento.
  • Tienen la capacidad suficiente como para conseguir una mejora de la fertilidad en los hombres.
  • Pueden ayudar a reducir los efectos de la menopausia en las mujeres.
  • Reduce los efectos de la anemia.

No mucha gente lo habrá pensado alguna vez, pero el consumo de frutos secos contribuye de una manera sustancial a la mejora de nuestra salud física y mental. Se han encargado de demostrarlo numerosos expertos en lo que respecta a la salud. Los profesionales de Frutos secos del Carmen han comentado que, cada vez que algún experto habla al respecto de este asunto y el reportaje se hace viral, el consumo de frutos secos en España se dispara. Y es que no cabe la menor duda de que, en ocasiones, los bulos se disparan más rápido que la verdad.

Una tendencia que ha empezado a cambiar 

Por suerte, hay muchas personas que, a raíz de todo lo que ha supuesto el coronavirus, han empezado a interesarse mucho más por cuestiones ligadas a la salud y han podido dar con medios de información mucho más fiables de los que manejaban antes de que la pandemia condicionara nuestras vidas. Ni que decir tiene que eso también ha tenido una influencia en el hecho de que las personas hayan decidido aumentar el consumo de unos frutos secos que, como hemos visto, mejoran no solo uno de los aspectos que tienen que ver con la salud, sino varios de ellos. Y está claro que no todos los productos de alimentación tienen esa capacidad.

Es evidente que, a medida que la concienciación al respecto de nuestra salud siga creciendo, también lo hará el consumo de frutos secos de la población. Eliminar algunos bulos y obtener información de calidad es algo por lo que todos y todas estamos un poquito más preocupados en la actualidad y es lo que nos va a permitir obtener una mayor calidad de vida en todos los sentidos. En estos párrafos, nos hemos referido a ese consumo de frutos secos y su relación con la salud, pero estamos seguros de que, a través de esa información de calidad, vamos a poder obtener beneficios en otros ámbitos de la vida que nada han tenido que ver con este.

 

Deja una respuesta